mardi 13 octobre 2009

La acera del Villaclara (el Hotel Florida y el teatro)

Comenzando el siglo XX, el solar ocupado por viviendas y modestos comercios frente a la plaza en dirección a la calle Cuba, fue comprado por un empresario que construyendo el teatro Villaclara le dio un toque particular a la esquina, que junto con el Café situado en un ala del inmueble, convertiría aquel tramo comprendido entre la calle Cuba y la farmacia « La Salud » en « la acera del Villaclara ». Vale recordar que en los primeros tiempos del teatro, su fachada seguía siendo un gran caserón de estilo colonial. Pasados unos años, tocaría el turno a las dos casas situadas a la izquierda de la farmacia en convertirse en terreno nuevamente constructible. En efecto, se construyó allí el Instituto de Santa Clara y las obras afectaron notablemente la rehabilitada farmacia, cuya principal estructura colonial databa de vieja fecha. Terminada la obra del Instituto, pasaron algunos años, y con las obras del « parque republicano », el solar de la farmacia fue nuevamente reconstruido y creció hacia arriba. En los dos pisos superiores quedó instalado el hotel « Florida ».


En la década del 30’, la « acera del Villaclara » devendría « los portales del Villaclara », una rehabilitación constructiva que comprendió la ampliación del hotel hacia la derecha, sobre la parte anterior de la bóveda del teatro. El hotel, al crecer horizontalmente no tuvo reparo en correr su vestíbulo que convertiría en portal ofreciendo toda la armonía estructural de los bajos techados del edificio. ©cAc

Aucun commentaire:

Enregistrer un commentaire